Contacto

Vestimenta de 1810

El 25 de Mayo de 1810 amaneció frío y lluvioso en Buenos Aires, y desde temprano, muchos argentinos comenzaron a reunirse frente al Cabildo. Ese día se anunció la creación de la “Primera Junta” y Cornelio Saavedra comenzó a gobernar nuestro país, tarea que hasta hacía muy poquito estaba a cargo de los españoles.

Ese día, el día que nació nuestra Patria, fue hace mucho tiempo atrás y las costumbres de las personas allá por 1810 eran muy diferentes a las que conocemos ahora. Te vamos a contar un poquito más sobre la vestimenta 1810, prestá mucha atención que seguro en tu cole a alguien le va a tocar disfrazarse para el acto… y tal vez seas vos!

Las damas antiguas

Siguiendo la tradición europea, usaban largos vestidos, que le llegaban hasta el talón, muchas veces adornados con encajes, mangas amplias y volados. Las más coquetas se colocaban collares de perlas, muchas veces con el símbolo de la cruz. Debajo del vestido tenían enaguas, a veces más de una o dos, con volados y puntillas en la parte inferior. Y todo eso era sostenido por un miriñaque, que era como una estructura de metal, con forma de pollera que le daba forma, la prenda más extraña de todas para nosotros. Para finalizar el atuendo, en su cabello llevaban grandes peinetas talladas en carey… que es un material sacado del caparazón de las tortugas!

Las mujeres del pueblo

Vestían simples faldas largas, camisas con cuellos altos, y como abrigo, un mantón.

Los caballeros de 1810:

Los hombres también seguían la moda europea, a veces usaban colores particulares que ayudaban a distinguír a qué tipo de política seguían, la escarapela celeste y blanca que repartieron en la plaza los señores French y Beruti eran usadas por los argentinos que estaban a favor de un gobierno patrio, por ejemplo. Los pantalones eran angostos y llevaban botas en los pies, sin embargo debía ser ropa bastante cómoda, que les permitiera montar a caballo, el medio de transporte más utilizado de la época.

Los hombres del campo de 1810

Su indumentaria era mucho más sencilla, ya que debía servirles para realizar sus tareas diarias. Tanto el estanciero como sus peones usaban camisas, y sobre ellas un poncho para cuidarse del frío. Los pantalones eran anchos y se llamaban “Calzones” o “Bombachas”. En los pies usaban botas de cuero de potro, calentitas y resistentes.

Los trabajadores de la ciudad de 1810

Vestían ropas cómodas y adecuadas al clima, ya que la mayoría vendía sus productos en la calle, y debían enfrentarse al frío o a los rayos del sol. En 1810 había muchos oficios que hoy ya no existen en nuestra sociedad: El Sereno, se encargaba de iluminar las calles cuando caía la noche. La vendedora de empanadas, la mazamorrera (La mazamorra era uno de las golosinas que más les gustaba a chicos y a grandes de la época), el lechero, la lavandera, el escobero y el aguatero. Te imaginás quiénes hacen estas cosas por la ciudad y por nosotros hoy, en el 2011?

De cuáles de estos personajes de 1810 te gustaría disfrazarte para el próximo acto del cole?

Te invitamos a completar la vestimenta patria:

  • Imprimí las escarapelas
  • Colorealas como más te guste
  • Recortalas por la línea de puntos
  • Entregalas a tu familia o a tus amigos para que este 25 de Mayo las puedan usar!

Escarapela para colorear